Un tiempo para pensar…

He terminado esta semana cuatro procesos de coaching con directivos de una gran empresa española. Todos ellos dirigen equipos amplios y tras un proceso de feedback 360º han realizado unas sesiones de coaching.

No son los primeros coachees con los que colaboro y no deja de sorprenderme en todos ellos el poco tiempo que estas personas dedican a reflexionar sobre ellos mismos y su madurez para afrontar el papel que desempeñan. Todos –con independencia de la materia que tratemos, sus dificultades y sus capacidades- acaban manifestando lo bien que les viene pararse a pensar en cómo están en sus trabajos y cómo pueden hacer mejor lo que hacen –a veces cómo salir de ello para hacer lo que realmente desean-.

Vivimos en organizaciones que exigen resultados y hablan mucho de liderazgo pero que impulsan muy poco la capacidad de las personas que dirigen para reflexionar y mejorar. Al final, queda el coche de camino a casa o quizás alguna reunión en la que “tenemos que estar” pero no “estamos”.

Quizás las organizaciones, cuando hablan de valores y de competencias deberían ayudar más y de verdad a incrementar la madurez personal como un valor para poder dirigir equipos y personas y activar y cultivar la capacidad de reflexión como una herramienta para ello. Los resultados se logran pero los resultados sostenibles requieren personas con energía y capacidad para repensarse.

Concha Gómez -concha.gomez@alcor.es

Continúa la conversación...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s